Carlos Viale: "No hay que dejarse llevar por la ansiedad ni el hastío"

miércoles, 28 de abril de 2021 · 12:13

(Sumario Noticias, Alta Gracia) La realidad pandémica y los efectos sobre la salud psíquica y emocional son analizados y evaluados constantemente por profesionales de la salud que tienen un objetivo por de más ambicioso: tratar de definir las secuelas a largo plazo que dejará el confinamiento y la pandemia.

Al respecto, el psicólogo y psicoanalista de Alta Gracia, Carlos Viale, dialogó con el programa radial Juntos a la Par, de Siempre Radio 93.3 y explicó que el contexto actual tiene a todos “desconcertados”. “Es un virus que no tiene lógica, que es singular y extraño y no se puede entender. Es una especia de bolillero. Desde la salud física a algunos les toca muy difícil y a otros no tanto, pero desde lo emocional también ha sido diferente para cada uno, porque nos agarra en diferentes etapas, en diferentes ciclos de la vida. A algunos los afectó directamente, desde lo laboral, lo emocional, y para otros incluso hasta les resultó cómodo la situación de pandemia y aislamiento. No es lo mismo tener personas afectadas por el virus que no tenerlas, como tampoco es lo mismo tener un sueldo fijo, que entra todos los meses, a tener que haber cerrado un negocio por la crisis”.

El profesional aseguró que como rasgo general, todo depende de la situación en la que estuvo cada uno para afrontar el confinamiento, ya que los niveles de angustia van aumentando o disminuyendo según el contexto. “Yo particularmente no percibo un nivel generalizado de depresión alarmante en las personas por la pandemia, pero si un hartazgo y cansancio”.

Con respecto a las relaciones personales, Viale aseguró que “durante la cuarentena los problemas de pareja han sido más habituales y puede haber adelantado procesos de separación por ejemplo”. Por otro lado, con respecto a los niños, en algunas etapas se hace muy visible la necesidad de interactuar con los pares. “La falta de socialización los afecta en mayor medida, porque son periodos sensibles y cortos en la vida. No tengo dudas de que lo primero es preservar la vida, aun cuando eso este afectando aspectos que después habrá que tratar y contener”.

A modo de cierre, el psicólogo aseguró que lo más importante es “no dejarse llevar por la ansiedad ni el hastío. Nos enojamos como si esto fuera una elección, y no es así. Hay por ahí una actitud caprichosa, pero la realidad se presenta de tal manera que es importante aprender a tolerar la frustración”.

Comentarios