Sin esperanza, la bronca le ganó al miedo

Opinión 20 de noviembre de 2023 Jorge Conalbi Anzorena Jorge Conalbi Anzorena
20231119 Javier Milei presidente electo
Javier Milei en su primer discurso como Presidente electo. (Foto: Julián Álvarez / Télam)

Javier Gerardo Milei logró alcanzar la presidencia de la Nación, tras imponerse en forma contundente a Sergio Massa -el candidato oficialista- por una diferencia de 11,39 puntos (55,69% a 44,30%) en la segunda ronda electoral.

En votos, la contienda se definió por 14.476.462 contra 11.516.142, sufragios, arrojando una ventaja de 2.960.320 votos a favor del candidato libertario, según los datos del 99,35% arrojado en el escrutinio provisorio.

En política, el líder ultraderechista se impuso prácticamente en todo el país, excepto en Santiago del Estero, Formosa y Buenos Aires, fortaleza peronista y mayor distrito del país, donde Milei casi empata la pelea.

El oficialismo -que veía a Córdoba (segundo distrito en el país) como una amenaza- perdió también allí donde confiaba ganar holgadamente, como el Norte Grande y la Patagonia. Esperaba una victoria por más de diez puntos en la populosa provincia de Buenos Aires... y de casualidad se impuso por 1,47%.

En su primer discurso, el ahora presidente electo estuvo lejos de llevar calma a los argentinos y argentinas. En forma tajante, ratificó el ideario en el que cree, no dio lugar a ninguna transición con el gobierno y aclaró expresamente que lo que ocurra hasta el 10 de diciembre no será su responsabilidad. En otras palabras, puso a Alberto Fernández en la disyuntiva de elegir entre el estallido de su administración en los próximos 21 días o en abandonar la Casa Rosada antes de tiempo para que no le explote en las manos. 

El futuro inquilino de Balcarce 50 anunció "medidas drásticas" y dijo que "no hay lugar para el gradualismo", al tiempo que a quienes se opongan les advirtió que "dentro de la ley, todo, fuera de la ley, nada". Lo dijo quien ha repetido una y otra vez que "cortar una calle es un delito".

Un pueblo sin esperanzas se encontró optando entre la bronca -hija de la grave situación económica- y el pánico generado por una alternativa autoritaria con resabios de la dictadura cívico militar del 76.

Milei subió al escenario del bunker de La Libertad Avanza presentado por su hermana Karina (El Jefe, según su definición) y no lo compartió con nadie. No estuvieron para la foto ni Mauricio Macri, ni Patricia Bulltrich, ni la actual Vicepresidenta electa, Victoria Villarroel. El triunfador dejó en claro que a partir de esta noche, considera que los votos son solamente suyos. Fue una señal evidente dirigida a un electorado propio que en las últimas semanas lo escuchó desdecirse, acordar con la "casta política" y hacer timoratas intervenciones en el debate presidencial contra su adversario, que lo superó en todos los terrenos.

Las ideas fuerza del triunfador del balotaje fueron implementadas en Argentina a sangre, fuego y terrorismo de Estado entre 1976 y 1983. Volvieron -remaquilladas- entre 1989 y 2001. No es verdad que se trate del ideario de una Argentina "primera potencia mundial" en el siglo 19. Nunca el país encabezó la lista de las economías mundiales. En aquel fin de siglo, ocupó el octavo puesto... mientras la inmensa mayoría de la población vivía en una miseria que consideraría  ricos a los pobres de hoy.

Al filo del primer cuarto del siglo 21, el pasado reapareció. No sólo trae las banderas que, reiteradamente, en lo económico sólo favorecieron aún mucho más a los  ya más favorecidos. Esta vez, el ayer regresó empoderando los discursos que llevaron la condición humana a su más calamitosa expresión. Lo hace habilitando a las fieras que esperan del otro lado de las puertas del infierno.

La mayoría de las veces, los pueblos no se suicidan... pero no siempre.

Para que fuera posible, sin duda en mucho contribuyeron la pandemia, la guerra en Ucrania y la sequía. Pero -sobre todo- la falta de voluntad política de ejercer el poder por parte de un gobierno que terminó ofrendándole en bandeja a su vencedor, las estratégicas condiciones que había logrado cultivar para poder pensar en el renacer de las penurias que había heredado del macrismo. Un gobierno que, por no pelear con nadie se peleó con todos, sin capacidad de transformar en un nuevo sueño colectivo el sacrificio al que sometía a los propios.

Te puede interesar
móviles Seguridad Ciudadana

Alta Gracia: vecinos "justicieros" se enfrentan a los ladrones

Joaquín Gómez Oliverio
Opinión 07 de abril de 2024

Desde febrero, Alta Gracia adhiere a la Ley Integral de Seguridad. Sin embargo, muchos delitos en la ciudad son "resueltos" por civiles que se encuentran frente a los hechos. Ante la grave crisis y el aumento del crimen, no parece haber medidas que den respuestas.

IMG_8483

Mi abuelo era menotista

Franco Muñoz
Opinión 05 de mayo de 2024

Me enteré del fallecimiento de Menotti mientras sacaba fotos en un partido de fútbol de mi pueblo, Despeñaderos. Su pérdida me llevo a recuerdos de mi infancia, pero también del presente.

Canilla agua

Anisacate: Incapacidad de gestión y servicios básicos

Por Francisco Marsala
Opinión 03 de abril de 2024

El servicio de agua pasó de bimensual a mensual, con aumentos de hasta el 400 por ciento en la facturación. Hogares que pagaban unos $1.250 de manera bimensual, por un consumo de 15 metros cúbicos, hoy reciben boletas de $14.000 mensuales.

Ranking

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email