La nota del día

Relegadas

Por Julia Conalbi.
jueves, 30 de septiembre de 2021 · 00:00

Uno de los principales temas del año 2021 fue el de la presencialidad educativa. Incluso en enero, en plena época de vacaciones, hubo reclamos para que se abran las escuelas y los estudiantes regresen a las aulas. En marzo, comenzaron las clases en el esquema de burbujas y paulatinamente fue incrementándose la cantidad de alumnos en los colegios. Sin embargo, eso no fue de la misma manera en las Salas Cuna y guarderías municipales.

A pesar de que las guarderías privadas están abiertas desde principio de año, trabajando con protocolos y cupos, en el ámbito público la realidad fue muy diferente. Recién en mayo, la Provincia habilitó el regreso de los pequeños a las Salas Cuna y en algunos lugares, como Alta Gracia, el retorno aún no fue posible. La semana pasada, el Gobierno municipal anunció que en octubre volverán a la actividad presencial.

“Durante la pandemia no hubo presencialidad en las Salas Cuna, pero sí hubo acompañamiento de manera virtual con actividades para los más pequeños. Además también se realizó la distribución del módulo alimentario a todas las familias”, explicó Valeria Amateis, subsecretaria de Género y Equidad de la Municipalidad de Alta Gracia. 

La semana pasada, el bloque de Alta Gracia Crece presentó en el Concejo Deliberante un proyecto de resolución pidiendo la reapertura y vuelta a la presencialidad de las Salas Cunas. En la defensa de la presentación, la concejala Amalia Vagni señaló que el mismo día que llevaron ese proyecto al Concejo, el Gobierno municipal había anunciado la refacción de los edificios y reapertura de las salas. La propuesta finalmente pasó a Secretaría legislativa para ser archivado y la oposición criticó el “cajoneo”. En su turno de uso de la palabra, Duilio Silva señaló que los “pareciera que los concejales de Alta Gracia Crece van corriendo detrás de la zanahoria”.

Sin embargo, más allá de las discusiones propias del legislativo, las Salas Cuna estuvieron dieciocho meses cerradas. Los objetivos del programa de la Provincia son:

  • Por un lado, contribuir al desarrollo psico-social de los niños y niñas invirtiendo en la estimulación temprana, para garantizar el desarrollo de todo su potencial.
  • A su vez, la sala Cuna le brinda a la mujer la tranquilidad del cuidado y contención de sus hijos, mientras trabaja o asiste a la escuela. Contribuye así a la inserción social y laboral de las mujeres.

Por más actividades que se realicen de manera remota, la virtualidad no puede garantizar el cuidado. En definitiva, quienes necesitaron dejar a sus niños a la guarda de terceros para ir a trabajar y podían costear una guardería privada o personal doméstico, lo hicieron. Las familias que no contaban con esos fondos debieron prescindir de horas de trabajo de algún miembro para cumplir con las tareas de cuidado... labor que habitualmente recae en las mujeres. Más allá de las chicanas políticas del Concejo Deliberante, el sector que quedó relegado fue el de menos recursos económicos y con trabajos informales. 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios