Memoria: Taty Almeida y la lucha de Madres de Plaza de Mayo

La referente de derechos humanos estuvo en la Feria del Libro de Buenos Aires y dialogó junto Carlos Pisoni, dirigente de la agrupación Hijos. Durante la charla, ambos militantes recordaron movilizaciones y destacaron las banderas de "Memoria, Verdad y Justicia".

Derechos Humanos 30 de abril de 2023 Redacción SN
Taty Almeida

(Télam; Buenos Aires) La histórica referente del movimiento de derechos humanos e integrante de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Taty Almeida, recorrió junto al dirigente de la agrupación Hijos, Carlos Pisoni, algunos pasajes de su vida y de la historia de la lucha que dieron los organismos contra la última dictadura cívico militar, en un “diálogo público” desarrollado en la Feria del Libro, en el cual se destacó la importancia de las banderas de la "Memoria, Verdad y Justicia".

“Lamentablemente quedamos muy pocas Madres y Abuelas pero estamos tranquilas porque esa posta la están recibiendo los jóvenes. Es un compromiso con los 30 mil desaparecidos. Es una militancia estupenda que demuestra el compromiso por ayudar al otro”, expresó Almeida, de 92 años, durante el encuentro.

“El pueblo las abraza. Diálogo público entre Taty Almeida y Carlos Pisoni” se tituló el encuentro que se inició pasadas las 19 en el stand que Télam tiene desplegado en el Predio Ferial de Palermo, y que estuvo moderado por el gerente periodístico de la agencia de noticias, Gustavo Cirelli.

Este domingo 30 de abril se cumplen 46 años de la primera ronda de las Madres en Plaza de Mayo, cuando un grupo de mujeres comenzó una caminata en reclamo de la aparición con vida de sus hijos detenidos desaparecidos.

Lidia Miy Uranga, más conocida como Taty Almeida, consideró como “muy importante” escuchar la historia de esas catorce mujeres que pese a la vigencia del estado de sitio se reunían en Plaza de Mayo con la convicción de que “por separado” no iban lograr nada.

“El pañuelo blanco nació porque una de las Madres dijo en 1977, cuando acompañamos la peregrinación a Luján con la intención de hablar con la jerarquía eclesiástica, que podíamos ponernos un pañal de nuestros hijos en la cabeza. Antes no eran descartables y muchas Madres los habían guardado. Ese pañal que sirvió para cuidarlos cuando eran bebes, después sirvió para pedir por la vida de ellos”, contó Almeida. Y, enfatizó en que “a pesar de las sillas de ruedas y los bastones, las locas seguimos de pie” lo que despertó los aplausos de la audiencia.

“Las tres patas de nuestra lucha son por la Memoria, la Verdad y la Justicia. Jamás creímos en acciones por mano propia. Un pueblo que olvida corre peligro de que todo lo malo que le pasó vuelva a ocurrir. Queremos saber qué pasó con nuestros hijos. Nunca me voy a cansar de repetir que no me quiero ir sin tocar aunque sea los huesos de (su hijo) Alejandro (Almeida) y no pierdo la esperanza gracias al trabajo que realiza el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF)”, remarcó.

En la charla que forma parte del ciclo de debates que la agencia Télam patrocina en el marco de la 47º Feria Internacional del Libro de Buenos Aires, Almeida también recordó algunos momentos trascendentes de la historia de la democracia y recalcó la importancia que tuvo el gobierno del expresidente Néstor Kirchner, que fue el primero en “tomar los derechos humanos como política de estado”.

En ese marco, se proyectó la foto de Néstor Kirchner abrazando a Taty, mientras ella sostiene una placa entregada por Télam, en reconocimiento al trabajo que realizó su hijo Alejandro en la agencia antes de su desaparición. "Qué falta que nos hace Néstor”, reflexionó en vos alta al mirar la imagen, lo que despertó aplausos de la concurrencia, entre quienes se encontraba la presidenta de Télam, Bernarda Llorente.

Taty destacó que durante el mandato de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner se siguió “con la misma política de estado” que Néstor Kirchner había inaugurado y aquellos (entre 2003-2015) fueron años en los cuales “nadie le faltó el respeto a la memoria de nuestros hijos”.

“Pero después llego la primera pandemia: los cuatro años de (expresidente Mauricio) Macri y compañía. Ese caradura en uno de sus discursos dijo que se iba ´a terminar el curro de los derechos humanos´. Fueron cuatro años espantosos”, se lamentó al referirse al gobierno de Cambiemos.

Almeida llamó a “defender y cuidar” la democracia y exigir que no haya “presos políticos”, en referencia a Milagro Sala, dirigente de la agrupación Tupac Amaru, detenida en Jujuy desde 2016. “Hay muchas cosas por resolver y no falta nada para las elecciones pero cuando vayan a votar, voten con memoria”, agregó.

Durante el encuentro, Pisoni rememoró parte del “camino de lucha” que hizo la agrupación Hijos junto a las Madres y compartió parte de su propia historia. “Había madres que dejaban el cuarto y la cama intacta esperando a sus hijos. Esa esperanza es la que las caracterizó porque, aun con todo perdido, siguieron adelante”, subrayó. También compartió la relevancia que tuvo el surgimiento de Hijos, en 1995, cuando se formó con el objetivo de “reivindicar la lucha de nuestros padres y su militancia política”.

Pisoni sostuvo que los escraches que Hijos comenzaron a realzar en esos años a los genocidas que estaban libres como producto de la vigencia de las leyes de impunidad, permitió generar una condena social hacia los represores. Recordó cuando se encontró en un bar con un represor de la última dictadura que torturó a sus padres: el ex-suboficial de la Policía Federal, Julio Simón, y de las ganas que tuvo de romper una botella para enfrentarlo.

“Estaba con mis compañeros. Su contención me hizo no agarrar esa botella y el tiempo me dio la razón. Llegó el momento en que volví a ver esa persona en el banquillo de acusados y le pude decir todo lo que quería en la cara. Estuve el día en que el tribunal lo condenó a cadena perpetua y hoy está en el pabellón de lesa humanidad del penal de Marcos Paz”, relató.

En el transcurso de la charla, Pisoni llamó además a dar una lucha para contrarrestar los discursos negacionistas sobre los crímenes que perpetró el terrorismo de Estado. “Si algo nos enseñaron las Madres y las Abuelas fue apostar a la lucha colectiva y a la organización. Hoy, cuando se reproducen discursos de oído y negacioncitas tenemos que debatir y charlar”, afirmó.

Pisoni destacó que Taty Almeida “nunca faltaba a ningún acto o escrache de Hijos" y resaltó que cuando repasa fotos de esos años siempre encuentra la figura de la histórica dirigente de Madres en esas acciones.

El encuentro terminó con el pedido de Taty a la audiencia de ponerse de pie para gritar al unísono: "30 mil compañeros detenidos desaparecidos: Presentes, ahora y siempre".

Te puede interesar
Ranking
Juan Pochcoclero 20240610

Juan, el pochoclero de la ciudad

Redacción SN
Sociedad 10 de junio de 2024

En diálogo con SN, Juan Ferreyra cuenta acerca de sus 35 años en este puesto de praliné ubicado en la esquina de avenida Belgrano y San Martín.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email